Skip to content

Dolor de cabeza

El dolor de cabeza o cefalea es el trastorno más frecuente al que nos enfrentamos en nuestra vida. Los datos arrojan que lo padecen un 73% de los hombres y un 92% de las mujeres, y que el estrés y los nervios aumentan su intensidad.

Dolor de cabeza

El dolor de cabeza es una molestia por el que todos en algún momento hemos pasado. Bien sea de niños o ya de adultos. Es un dolor que poco a poco se puede volverse insoportable.

Este problema tiene muchas causas pero aquí te nombraremos las más comunes:

  • Exceso de esfuerzo, bien sea físico o de la vista
  • Situación de estrés continuo
  • Insomnio (no dormir por las noches)
  • Posturas inadecuadas

Este estado es verdaderamente incómodo y muchas veces puede llegar a causar vómitos y mareos, por lo que lleva al malestar general. El mayor temor de un dolor de cabeza es que se intensifique a migraña o jaqueca concretamente, porque es aquí donde empiezan a aparecer las odiosas náuseas.
Nunca es aconsejable dejar progresar un dolor de cabeza, es por ello que debemos actuar apenas comencemos a padecerla.

Remedios caseros para el dolor de cabeza

1. Agua caliente

Puedes colocar agua caliente en una bolsa termina y aplicarla sobre el cuello. Esta técnica ayudara a relajarte y por ende a reducir el dolor. Por otro lado también puedes hacerte un baño con agua tibia y aplicarte sales de lavanda.

2. Hielo

Agrega unos cubos de hielo a una bolsa especial y rodéala con un paño. Ponla en tu frente o donde sientas que tienes el malestar durante unos minutos. Este remedio es sumamente efectivo contra esta situación y por si fuera poco, contribuirá con tu circulación.

3. Toma agua

Como mencionamos anteriormente, en diversas ocasiones, este trastorno se puede generar por deshidratación. Lo aconsejable es que tomes bastante agua, trata en lo posible que esta esté a temperatura ambiente. Ingiere alimentos jugosos, como la sandía, y verduras como el calabacín, productos que contienen gran cantidad de agua.

4. Descansa

Descanso, este inconveniente es causado por estrés y preocupaciones, pero lo bueno es que se puede resolver con una simple relajación. Acuéstate en tu cama o en algún lugar cómodo y descansa unos minutos. Escucha música de tu preferencia.
El dormir hace que tu cerebro libere hormonas tan potentes como las que encontramos en los medicamentos, de modo que es una solución muy efectiva.

remedios caseros para el dolor de cabeza

5. Té de manzanilla para el dolor de cabeza

Como ya hemos comentado en otros artículos, la manzanilla es conocida por sus propiedades antiinflamatorias, es por ello que resulta ideal para combatir este intenso problema.

Ingredientes:
3 cucharadas o 30 gramos de manzanilla
El agua que consideres necesaria o quieras tomar

Preparación:
Dejar que el agua hierva y posteriormente añadir la manzanilla.
Deja la solución en reposo por 15 min y cuela.
Modo de consumo:
Bébela en el transcurso del día y si quieres puedes combinarla con algún jugo.

6. Masaje

Una opción que tenemos para acabar con este problema es el masaje. Puedes aplicar un pequeño masaje el cuero cabelludo o en toda la cabeza y rostro para relajar los músculos. Presiona con delicadeza y con las puntas de tus dedos, controla dicha presión hasta donde consigas alivio.

7. Esencia de lavanda para el dolor de cabeza

La lavanda es muy conocida a nivel mundial por su efecto relajante. La utilización de su aceite aliviara tu dolor de cabeza rápidamente. Has una mezcla de este con otro aceite y aplica sobre tu cuero cabelludo, acompaña con masaje. Si deseas también puedes agregar un poco de este aceite en la almohada que usamos con regularidad y descansar con el aroma.

Plantas medicinales para el dolor de cabeza

Cefaleas y migrañas constituyen una de las dolencias que más afectan a la población. Ya sean de origen nervioso, menstrual, ocular o de otra índole, ciertas plantas medicinales han demostrado su eficacia a la hora de aliviar el tan molesto dolor de cabeza, entre ellas la lavanda y la verbena.

Algunas de estas plantas actúan relajando el sistema nervioso, mientras que otras lo hacen inhibiendo la liberación de enzimas como la ciclooxigenasa y desempeñando una función antiinflamatoria.

  • Cuernecillo. Es sedante, antiespasmódico y antiinflamatorio; sirve para combatir las migrañas, la depresión, la ansiedad, la taquicardia, el vértigo y la hipertensión.
  • Lavanda. Indicada en casos de ansiedad nerviosa, insomnio, estrés, taquicardia y cefalea de origen tensional.
  • Verbena. Por sus propiedades sedantes, depurativas, antiespasmodicas se indica en casos de ansiedad nerviosa, insomnio, jaquecas de origen nervioso o menstrual.

Puedes consultar éstas y otras plantas medicinales en el buscador de Entorno-natura.com, ¡úsalo!

¿Cómo aliviar los dolores de cabeza?

Es verdad que existen gran cantidad de productos para el dolor de cabeza, como lo es el paracetamol (el medicamento que más se usa con regularidad).
Sin embargo, el inconveniente es que, al tratarse de un químico, no es adecuado ingerirlo de manera regular, debido a que puede presentar efectos secundarios.

dolor de cabeza

La forma más efectiva de calmar un dolor de cabeza es:

  • Buscar la tranquilidad, si se trata de estar en estado de estrés
  • Alimentarse, el hambre podría ser la causa del dolor.
  • Mantenerse bien hidratado.

En ocasiones, el dolor de cabeza es tan intenso que tenemos que tomar medidas más drásticas para poder aliviarlo y eliminarlo de una vez por todas. En el artículo de hoy te enseñaremos varios remedios caseros para el dolor de cabeza que puedes usar a diario.

Cefaleas crónicas

Hay un alto índice de cefaleas crónicas, es decir dolor de cabeza crónico y automedicarse lo favorece considerablemente, es más, se sabe que un porcentaje de las migrañas crónicas se deben al uso de fármacos en abuso. De este modo, tomar analgésicos son control puede provocar un efecto rebote.

Otras causas que provoquen las cefaleas crónicas son algunos alimentos, o el cambio de horarios. Lo que te puede ayudar es llevar un control del dolor de cabeza apuntando en un cuaderno que siempre tengas a mano; cómo te sentías antes, qué habías comido, etc., así puedes identificar qué te causa la cefalea.